Revolución en El Cairo, estado independiente en Gaza

Los efectos del terremoto institucional en Egipto no se circunscribirán únicamente al país de las pirámides y con seguridad afectará con su onda expansiva numerosas áreas donde predominan conflictos vivos o latentes. En esta concisa nota nos concentraremos únicamente en algunos aspectos que con seguridad afectarán a Israel en su relación con Egipto y la confrontación con los palestinos.

Apenas se tuvo noticias de la magnitud de los acontecimientos en Egipto, el liderazgo israelí respondió con las típicas posiciones extremas que lo caracterizan. De la oposición se escuchó a Biniamin Ben Eliezer, miembro del parlamento del partido Avoda, quien aseguró que su íntimo amigo, el derrocado Mubarak, “Se siente muy estable y resistirá perfectamente esta crisis” (1). Natanyhau no dejó  pasar la oportunidad de atemorizar a la población y de paso justificar abultados incrementos al ya mega-presupuesto de seguridad. “El Primer Ministro Binyamin Netanyhau se mostró preocupado por los acontecimientos ocurridos en Egipto los últimos días y advirtió que si los extremistas de ese país llegan al poder se podría convertir en un nuevo Irán” (2) De forma inmediata se acordó una partida extraordinaria de 200 millones de dólares en el presupuesto de seguridad y se dio la orden de acelerar la construcción de la valla fronteriza en el sur, ya no para evitar el ingreso de infiltrados ilegales de África en busca de trabajo, sino la de futuros kamikazes de Egipto.

El verdadero destino institucional de Egipto es un interrogante aunque la mayoría de los analistas insiste en que prevalecerá la salida democrática, pacifista y anti fundamentalista. Esta visión recibió un peso mayor al segundo día de la renuncia de Mubarak de boca del liderazgo de la Hermandad Musulmana quienes anunciaron que no tienen interés en liderar el país. A la misma hora las fuerzas armadas egipcias enviaron un mensaje tranquilizador donde se comprometen a respetar el acuerdo de paz con Israel y a traspasar pacíficamente el poder a una autoridad civil que será elegida en elecciones libres (3)

De todas las repercusiones de estos acontecimientos hay una relacionada con Israel que merece atención especial y que personalmente la considero con muchas posibilidades de materialización futura. Inclusive bajo el supuesto más optimista que el nuevo régimen egipcio sea un ejemplo de democracia y participación, que cumpla a rajatablas el acuerdo de paz con Israel y se ubique lo más alejado del fundamentalismo islámico, es prácticamente improbable que este nuevo gobierno sea capaz de seguir cumpliendo la misma función de guardia sirviente de los intereses de Israel y Estados Unidos como participe activo en el bloqueo total a Gaza. Sería razonable suponer que las nuevas autoridades no podrán seguir actuando bajo las ideas de Omar Suleiman, el temeroso ex Vicepresidente y Comandante del Servicio de Informaciones del Ejército egipcio quien se expresó a favor de “la entrada del ejército de Israel a Egipto para evitar el contrabando de armamento por parte de Hamas a Gaza y apoyó la idea de hacer sufrir hambre a la población de Gaza, pero no dejar que se mueran de indigencia” (4)

La casi segura apertura futura de la frontera entre Egipto y Gaza podrá transformarse en el factor desencadenante de nuevos acontecimientos no menos dramáticos. Es de conocimiento público que el bloqueo total con apoyo egipcio no impidió de Hamas equiparse y armarse hasta los dientes. El problema no es militar, es únicamente humano y civil. Fronteras abiertas a Egipto le permitirá a Hamas desprenderse definitivamente de su total dependencia de Israel en todos los aspectos de intercambio y comercio con el exterior. En otras palabras: Hamas podrá llegar en muy corto tiempo a cumplir todas las condiciones y en la práctica crear un estado independiente en Gaza: el anhelado sueño del pueblo palestino.

Un pronóstico como el detallado anteriormente no debe dejar de lado acontecimientos que, no por ser insólitos, no dejan de ser probables, especialmente si se tiene en cuenta la experiencia de años anteriores. De ser testigos de los sucesos detallados como consecuencia de una flexibilidad egipcia en los límites con Gaza, es probable que Israel responda agresivamente por medio de una nueva invasión y control de la denominada Vía Philadelfy (denominación en código de la ruta de Gaza paralela al límite con Egipto) a los efectos de recuperar el control al bloqueo total a Gaza. Ante un mundo absorto, seremos testigo de un nuevo paso de auto-deslegitimación de Israel.

Ojala me equivoque

Daniel Kupervaser

Herzlya – Israel 12-2-2011

 http://daniel.kupervaser.com/blog/

(1) “Ben Eliezer: No hay alternativa a Mubarak”, YNET 29-1-2011

(2) “Netanyhau: Hay posibilidades que Egipto se convierta en un nuevo Irán”  El Reloj 8-2-2011

(3) “El ejército egipcio se compromete” El País, 12-2-2011

(4) “Wikileaks: Israel prefería que Omar Suleiman herede a Mubarak” Maariv 2-8-2011

2 Comments on Revolución en El Cairo, estado independiente en Gaza

  1. Sí Daniel, quiera Dios que te equivoques…

    :

  2. La posicion de ISRAEL me recuerda a un vecino , en la 2ª guerra mundial: le dicen, Sr, hay guerra, y contesta:
    a mi que me importa, basta que mis hijos no sean soldados.-

Leave a comment

Your email address will not be published.


*